Cinco Deportes

Fútbol – Básquet – Tenis – Rugby – Automovilismo.

NBA Playoffs – Lakers y Celtics, un escalón más…

Posted by Martín Sondón en mayo 19, 2008


Las legendarias finales de los 80’s entre Lakers y Celtics son sin dudas las más recordadas para los que nos enganchamos con este deporte distinto que es la NBA. Aquellos choques entre colosos como Bird-Magic Johnson, Parrish-Jabbar, Worthy-McHale, etc… todo eso que parecían tiempos mejores y lejanos, parece que puede repetirse. En las finales del 87 se enfrentaron por última vez en una final los dos grandes de la NBA. Aquella vez el gran Magic Johnson se llevaba el MVP y le daba a los Lakers un anillo ganando 4-2 a los celtas de verde. El año anterior el título había sido para Larry Bird y los bostonianos, también por 4-2.
Bueno, dejando de lado la historia, éste año los Lakers y los Celtics hicieron presente y se llevaron ambos número 1 de conferencia. Boston, ganando de punta a punta la lucha por la localía. Los Angeles, robandoles sobre el final a los sorprendentes Hornets. Pero en la postemporada, los dos llegaban con el cartelazo de candidatos. En los últimos dos días, celtas y laguneros (sabemos que no suena bien, pero queda pintoresco, para no redundar) liquidaron sus series de semis y ya están en la decisiva instancia de final de conferencia, el paso previo a las Finales. ¿Cómo llegaron?, asi…

LOS ANGELES LAKERS 4 UTAH JAZZ 2
Juego 1, en L.A.: Lakers 109 – Jazz 98
Juego 2, en L.A.: Lakers 120 – Jazz 110
Juego 3, en Utah: Jazz 104 – Lakers 99
Juego 4, en Utah: Jazz 123 – Lakers 115
Juego 5, en L.A.: Lakers 111 – Jazz 104
Juego 6, en Utah: Jazz 105 – Lakers 108
Recién en el sexto juego se pudo quebrar esa localía que parecía irrompibla para cualquiera de los dos. Y fue justo cuando los Lakers necesitaban ganar la serie. Un gran goleo para toda la serie (Lakers 110.3 y Jazz 107.3 puntos por juego) y un tremendo Kobe Bryant fueron lo destacado. Cuando parecía que ibamos a llegar al previsible séptimo juego, los Lakers pusieron todo su basquet en la ciudad de los mormones. Unos dolores de espalda de Kobe (la lesión empezó en el suplementario del partido 4) habían puesto señal de alarma en Los Angeles. En el partido 5, Kobe sintió las molestias en el último cuarto y terminó sin tirar al aro en el último cuarto de ese partido, que sin embargo los Lakers ganaron. En el sexto, sin embargo, Kobe no dejó que los dolores le impidiesen cargar la serie sobre sus espaldas. 34 puntos, 8 rebotes y 6 asistencias fueron sus números en el definitivo sexto juego. Y a descansar pensando en San Antonio o New Orleans.
Bryant terminó con 33.2 puntos, 7.0 rebotes y 7.2 asistencias de promedio en la serie para ser el indiscutido lider. Buenas tareas de Lamar Odom (18.2 puntos y 11.7 rebotes) y Pau Gasol (18.5 puntos y 8.3 rebotes) en un equipo que va ganando carácter y química de campeón.
Los Jazz tuvieron a su dúo dinámico en buen nivel: Carlitos Boozer (foto derecha abrazando a Kobe, 16.0 puntos y 12.8 rebotes) y Deron Williams (22.3 puntos y 11.5 asistencias), pero con eso no alcanzó.
Los Angeles Lakers tienen cada vez más basquet de anillo. Mucho tuvo que ver la llegada de Pau Gasol en la cosa. Pero todo tuvo que ver el nivel del MVP Kob Bryant. Un jugadorazo que está empezando a ganar con su mano y su cabeza.

BOSTON CELTICS 4CLEVELAND CAVALIERS 3
Juego 1, en Boston: Celtics 76 – Cavs 72
Juego 2, en Boston: Celtics 89 – Cavs 73
Juego 3, en Cleveland: Cavs 108 – Celtics 84
Juego 4, en Cleveland: Cavs 88 – Celtics 77
Juego 5, en Boston: Celtics 96 – Cavs 89
Juego 6, en Cleveland: Cavs 74 – Celtics 69
Juego 7, en Boston: Celtics 97 – Cavs 92
Si la seria Lakers-Jazz tuvo un gran goleo y partidos de muchos puntos, ésta fue todo lo contrario. Se acercó más a una semifinal de Euroliga que a un partido de NBA. Mucha defensa (la conferencia Este se está convirtiendo en basquet FIBA, con lo bueno y lo malo que eso implica) en ambos equipos. Y la incidencia ofensiva que cada uno tenía: LeBron para los Cavs, Garnett-Allen-Pierce para los Celtics. Y la previsibilidad fue lo destacado. No hubo sorpresa. Cada uno hizo sus deberes en casa y fue a ver que pasaba fuera. El de ventaja de localía terminó ganando la serie y va a por Detroit.
Los Celtics parecieron encontrar la forma de parar a LeBron en los primeros dos juegos (12 puntos y 21 puntos en cada juego, tirando 8 de 42 entre ambos juegos, muy malo). Pero lo que pareció una luz de ventaja, se esfumó cada vez que iban a Cleveland. Los Cavs ganaban por paliza en casa y dejaban dudas sobre el carácter de éstos Celtics. Pero cuando la serie se jugaba en el Garden, estaba todo controlado. El séptimo juego llegó y fue un mano a mano entre LeBron y Paul Pierce que terminó para el 34 verde. Pierce terminó con 41 puntos, LJ con 45.
Boston gozó sólo de dos de sus tres grandes: Kevin Garnett (20.7 puntos, 10.5 rebotes), Paul Pierce (15.8 puntos, 5.2 rebotes). Ray Allen anduvo flojo (10.2 puntos y 18% de triples). Cleveland tuvo una versión más baja de Lebron James en el goleo (23.7 puntos, 6.7 rebotes y 7.8 asistencias) y eso terminó siendo lo que impidió la sorpresa.
Los Celtics terminaron mostrando muchas diferencias entre su juego de local y lo pobre de su basquet de visitante. Pero claro, pequeño detalle, si Boston gana todos sus juegos de local es el campeón de la NBA. Y si algo tienen estos celtas, aparte de la mejor defensa de los últimos años de la liga, es una localía casi indestructible. Con eso les alcanzó para pasar al equipo de King James y con eso les alcanzaría para ganarles a unos duros Pistons.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: